Contra-contra la televisión | TP

Ah, cómo me enojé la semana pasada cuando leí la nota de Roberto Gargarella
en esta bonita página contra los críticos de los críticos de la
televisión que, en realidad —porque menos con menos es más y porque a
Gargarella se le acabó la sutileza bastante rápido—, era otra nota más
contra la televisión. Una nota vanidosa y cruel, que me puso como loco
en el cafecito donde estaba sentado apaciblemente en mi semana de
vacaciones de invierno.

En parte porque estamos de
vacaciones (las prolongué hasta fin de año) y en parte porque somos
animalitos de entusiasmos pasajeros, la gasolina que tenía para
contestarle a Gargarella —hombre por demás respetable, pero, me parece,
con algunos actos reflejo demasiado impermeables al paso del tiempo— se
fue diluyendo: pasó Navidad, alcé copas, me reconcilié con la humanidad
y pensé, en el frío blanco de Boston, “Roberto, Feliz Navidad”.

El
enojo que Gargarella reconoce como motivo para escribir esa nota es un
punto de partida tan válido como cualquier otro, pero me tienta citar
parte de una columna de Manuel Vicent, en El País del sábado pasado:

Un
articulista cabreado, que confunde su gastritis con el Apocalipsis, no
es un periodista, sino un moralista, un evangelista, un inquisidor, un
plomo. Hay columnistas que riñen mucho al lector; parecen estar siempre
enfrentados a un enemigo difuso e inquietante; no encuentran la forma
de pasárselo bien en esta vida e incluso temen dar una imagen de
felicidad porque creen que el sentimiento ablanda el rigor de su
literatura. Que nadie lo dude: quien comienza siendo simplemente un
quisquilloso, luego seguirá dándote consejos para que cambies de
conducta, con el tiempo estos consejos se convertirán en órdenes
tajantes y al final aquel cascarrabias acabará con el látigo en la mano.

Vicent
dice que los que obran así casi siempre son de derecha. Yo no voy a
decir que Gargarella es de derecha, pero sí voy a decir que, por lo
menos en este tema, es conservador. Y puritano.

[ el texto completo, en Los Trabajos Prácticos ]

Comments are closed.